Skip links

Energías renovables y clima

Mujer enseñando a la población africana cómo utilizar una cocina solar

En marzo, se celebran varios Días Mundiales relacionados con la sostenibilidad y el medio ambiente:

El Día de la Vida Silvestre y la Naturaleza (3), El Día de la Ingeniería para el desarrollo sostenible (4), El Día de la Eficiencia Energética (5), El Día Mundial de los Bosques (21), El Día Mundial del Agua (22), El Día Meteorológico Mundial (23) y el Día Mundial del Clima.

Importancia del Clima

Cada 26 de marzo se conmemora el Día Mundial del Clima. El lema de este año ha sido ‘’El futuro del tiempo, el clima y el agua entre generaciones’’.
Este día conmemora la importancia de generar conciencia y sensibilizar a los ciudadanos respecto a lo importante que es el clima en la vida en este planeta y, como las variaciones en este, tiene consecuencias en toda ella.

El 24 de octubre, se celebra cada año también el Día Mundial contra el Cambio Climático, lo que refleja la importancia del clima en el planeta y en los seres que lo habitamos. A este respecto, cabe destacar el ejemplo de dos cadenas de televisión francesa que han convertido su boletín metereológico en boletín climático también, comunicando  cifras, datos y situaciones para concienciar sobre la situación a la que se enfrenta el planeta.

Cambio climático

El clima varía de forma natural, sin embargo, prácticas ambientales negativas, como son la emisión de gases de efecto invernadero, la contaminación ambiental, la deforestación y la sobrexplotación de recursos naturales, pueden provocar condiciones adversas para los ciclos naturales del clima.

El cambio climático está provocando, por ejemplo:

Que llueva menos
Que aumente el nivel del mar.
Que suban las temperaturas.
Mayor número de crecidas fluviales.
Aumento de la contaminación.
La alteración de los ecosistemas terrestres.

Hace unos días se publicó el estudio Cambio climático 2023: informe de síntesis’ que informa sobre las pérdidas y daños que se están produciendo a nivel global y que se prevé que continúen en un futuro próximo.

Según este informe, para mantener la temperatura a 1,5 grados centígrados por encima de los niveles preindustriales, ‘’es necesaria una reducción profunda, rápida y sostenida de las emisiones de gases de efecto invernadero en todos los sectores durante esta década’’. O lo que es lo mismo: las emisiones deben reducirse casi a la mitad de aquí a 2030.

El informe propone un “desarrollo resiliente al clima“, que implica integrar medidas de adaptación al cambio climático con acciones para reducir o evitar las emisiones de gases de efecto invernadero. Entre ellas se encuentra la de generar y consumir energías limpias/renovables y la electrificación con bajas emisiones de carbono.

Relación entre el clima , el cambio climático y las energías renovables

Las energías renovables juegan un papel determinante en la preservación del clima ya que no emiten gases de efecto invernadero tal y como hacen los combustibles fósiles. Suponen una alternativa limpia que evita la degradación ambiental y no potencia el calentamiento global. De hecho,  la energía fotovoltaica se muestra como una de las más eficientes en la lucha contra el cambio climático.

Además de no generar ningún tipo de emisiones de gases de efecto invernadero, tampoco produce ningún tipo de vertido, por lo que no afecta al subsuelo ni a las aguas: no genera residuos ni contamina el agua.

¿Qué podemos hacer para influir positivamente en el clima o al menos no interferir en su actividad natural?.

– Potenciar la eficiencia energética
– Utilizar electricidad procedente de fuentes renovables
– Disminuir todo lo posible actividades que produzcan emisiones de CO2
– Fomentar el autoconsumo a partir de energías renovables

Impacto positivo de la energía solar en el clima

¿Cómo puede el uso de cocinas solares frenar la deforestación, la contaminación y mejorar la calidad de vida de personas en situación de precariedad?..

Desde 2005, los cientos de miles de desplazados de Darfur, que sobreviven alojados en campos de refugiados en el Chad, han encontrado en las cocinas solares la solución a varios graves problemas.  Por un lado, evitan las agresiones a mujeres y niñas que tenían que salir de los campamentos a buscar leña para cocinar. Por otro, la grave contaminación provocada por la quema de la leña y la grave deforestación que acarreaba.

Organizaciones sin ánimo de lucro como Fundación KoZon o Jewish World Watch se han encargado de impartir formación para fabricar y utilizar cocinas solares (blazing tubes). El uso de estas cocinas ha propiciado que surjan oportunidades económicas. Por un lado, gracias a su fabricación y por otro, gracias a disponer de más tiempo libre que se ha podido dedicar a elaborar cestos, tejer prendas o fabricar otros productos manuales que se venden en Europa (ACNUR).

Otro ejemplo del potencial de uso de las cocinas solares se está dando en Namibia.

África Subsahariana tiene los niveles de electrificación más bajos del mundo. Sólo el 42% de los hogares tiene acceso a la energía eléctrica. Lo habitual es que en los hogares se utilice madera, carbón, paja o estiércol para cocinar lo que es muy contaminante (además de caro). Según la OMS, el humo de este tipo de cocinas provoca casi cuatro millones de muertes prematuras anualmente a nivel mundial. Por otro lado, potencia la degradación forestal y las emisiones de gases de efecto invernadero derivadas de su quema representan hasta el 25% de las emisiones de carbono globales.

Desde 2003, el centro educativo NADEET, entre otras cosas, ayuda a la población a utilizar la energía solar, especialmente cocinas de energía solar realizadas con ladrillos reciclados de papel de desecho. Su uso ha rebajado considerablemente las facturas de electricidad y ha liberado tiempo a muchas mujeres y niñas que antes tenían que andar varios kilómetros cada día para recoger leña.

El impacto del uso de este tipo de cocinas está siendo tan positivo que se creó la Alianza Global para Cocinas Limpias una organización que trabaja para el desarrollo y la implementación de tecnologías de cocción limpia en hogares de países de ingresos bajos y medianos.

En este sentido, recientemente, hemos sabido de un proyecto que busca soluciones energéticas en comunidades rurales africanas a través de la fotovoltaica,

Estos ejemplos demuestran el impacto positivo de la energía solar a la hora de preservar el clima y paliar los efectos del cambio climático en ciertas zonas del planeta (África y América Latina sobre todo).

En Planta Valle Solar nos complace aportar nuestro granito de arena en la preservación natural del clima fomentando las energías renovables al generar energía fotovoltaica.

 

Créditos imagen:  El Confidencial (Agencia EFE).

¿Te ha gustado? ¡Comparte!

También te puede interesar:

Explorar
Desplazar